Garuk

“¡Muereeeee!”

A Garuk le gusta pelear. O al menos le gustaba pelear cuando era un cachorrillo. Ahora él mismo tiene su propio nido de cachorros, y descubre que el hacha y la espada ya no son tan ligeras en sus manos como lo eran antes. Pero, la excitación de la batalla… eso aún hierve en su sangre. Es el ruido seco del hacha clavándose en el cuello del enemigo lo que todavía le motiva a seguir adelante. El pensamiento de esas criaturas y lo que podrían hacer a sus cachorros es lo que le mantiene en marcha cuando todo lo demás le falla.

Get this Survivor

Miniaturas relacionadas