Maki la reina del grito

“He muerto ya treinta y ocho veces, así que, ¿qué importa una más?”

El primer trabajo de actriz de Maki fue como víctima número tres en «Freaks of Satan», donde hizo el papel de una autoestopista apuñalada hasta la muerte por un camionero psicópata. Ese día nació una estrella secundaria. Maki apareció en otras treinta y siete películas de terror de bajo presupuesto, muriendo de maneras cada vez más creativas. Cuando se produjo el brote zombi, estaba de invitada en una convención de cine de terror. Cogió una espada y un cuchillo de la mesa de venta de armas y empezó a rebanar zombis y cortarlos en piezas. Fue la mejor actuación de su vida. Como ahora la vida es una película de terror, Maki se siente como pez en el agua.

Get this Survivor

Miniaturas relacionadas